Ayuda al Medioambiente y Bolsillo: ¿Cómo Ahorrar Electricidad en el Hogar?

Ayuda al Medioambiente y Bolsillo: ¿Cómo Ahorrar Electricidad en el Hogar?

¿Sabes qué es el “consumo vampiro”? Aquí te lo revelamos, así como una serie de recomendaciones para ahorrar en el consumo de energía eléctrica domiciliaria. Pasa, lee y ahora dinero.

¿Cuánto estás pagando cada mes por el consumo de energía eléctrica en tu hogar? El ahorro de energía es un tema, no sólo por la afectación a nuestro bolsillo, sino porque también su generacióntransferenciadistribución y utilización impactan bastante en el cada vez más deteriorado medio ambiente.

¿Qué hacer? “Desde apagar el televisor cuando nadie está viendo hasta un cambio hacia un estilo de vida más saludable«, recomiendan las académicas de la Universidad de Chile, Constanza Ahumada, del Departamento de Ingeniería Eléctrica de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas (FCFM), y Lorna Lares, del Departamento de Diseño de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo (FAU).

Constanza Ahumada aconseja tener la casa con aislamiento térmico e instalar sellos de las puertas y las ventanas. “Contar un buen sistema de aislamiento para que no se pierda calor en invierno y mantener más fresco en verano”, indica.

Al adquirir refrigeradores, lavadoras, microondas, entre otros, es importante privilegiar los artefactos que cuenten con certificados de bajo consumo de energía, es decir, que las etiquetas sean A, A+ o superior. “Los electrodomésticos deben estar en buen estado y ser de alta eficiencia. Si hay dos opciones, elige siempre la más eficiente”, explica la especialista.

“Consumo vampiro”

El denominado “consumo vampiro” es aquel gasto de energía eléctrica silencioso y que pasa inadvertido. “Debemos desenchufar los equipos que no se usan. Por ejemplo, al dejar los cargadores enchufados, aunque el computador o celular no estén conectados o cargando, se sigue consumiendo. Si usan zapatillas (alargadores), prefiere las que traen un interruptor de encendido y apagado”, aconseja Constanza Ahumada.

Más que desenchufar

“El concepto de eficiencia energética va también con una conciencia ambiental y un cambio de hábitos, desde las pequeñas cosas hasta las más sofisticadas. Lo mejor es evitar el uso de electrodomésticos, al menos, los que más consumen como hervidores, microondas y secadores de pelo. Dejar de usar estos aparatos también tiene que ver con una vida más saludable”, postula Lorna Lares.

“Con el poco tiempo que tenemos se dio un boom de los artefactos automáticos, por ejemplo, la aspiradora robot, la olla que cocina sola, etc. A mi juicio, retrocedimos. Claro, avanzamos en tecnología y ahorro de tiempo, pero también ese tiempo que usamos en cocinar puede ser terapéutico en vez de llenarnos de electrodomésticos que están consumiendo energía”, afirma.

Fuente: meteored.cl