BARCELONA ACOGE A LOS DELEGADOS INTERNACIONALES DE LA ECONOMIA DEL BIEN COMUN

POR PRIMERA VEZ LA REUNIÓN INTERNACIONAL DE DELEGADOS SE CELEBRA EN LA CAPITAL CATALANA

 Ya se han mantenido las reuniones de los delegados internacionales que han servido para poner en común las iniciativas y el impulso del movimiento en sus respectivos países, con la voluntad de integrar y fortalecer los vínculos y prepararse para alcanzar los nuevos retos.

La Reunión Internacional de Delegados de laEconomía del Bien Común (EBC) visita Barcelona por primera vez y es inaugurada con un Acto de Bienvenida Institucional en el Aula Magna de laUniversidad de Barcelona.

El acto estuvo presidido por el Christian Felber, promotor e impulsor del movimiento de la Economía del Bien Común; Gerardo Pisarello, primer teniente de la Alcaldía del Ayuntamiento de Barcelona del Área de Trabajo, Economía y Planificación Estratégica; Francesc Iglesias, secretario de Asuntos Sociales y Familias del Departamento de Trabajo de la Generalitat de Catalunya; y Carina Rey, comisionada para Sistemas de Información y Documentación de la Universidad de Barcelona.

La Economía del Bien Común, promovida por el profesor austriaco Christian Felber, es un modelo de economía de mercado ético que pretende reorientar el modelo económico actual, basado en la maximización del beneficio individual, y enfocarlo al servicio del bien común.

Felber declaró además que «es un paso de gigante el tener sentados en una misma mesa al gobierno de la Generalitat de Catalunya, al Ayuntamiento de Barcelona y a la Universidad de Barcelona compartiendo los valores de la Economía del Bien Común».

La presencia del Ayuntamiento de Barcelona pone de manifiesto la apuesta del gobierno de la ciudad condal por el movimiento de la Economía del bien Común y, como muestra de este interés, Pisarello ha hecho mención de un proyecto pionero que se está llevando a cabo en el distrito de Horta-Guinardó, el primer balance de la EBC a gran escala con más 250.000 habitantes.

Por otro lado, Pisarello explicó que «la economía debe estar al servicio del bien común mejorando la gestión pública». Desde su visión de la economía plural, la EBC ofrece un diálogo interesante con otras economías transformadoras, y recoge la síntesis de muchas de estas alternativas que dan forma al cambio de paradigma.

Francesc Iglesias, por su parte, recordó la tradición histórica de Cataluña en aplicar sistemas empresariales innovadores, y afirmó que el estilo de gobierno de la Generalitat de Catalunya se alinea con la dinámica transformadora de la Economía del Bien Común, basada en los valores y en el servicio al bien común.

Carina Rey, en el marco del Convenio de Colaboración con la Asociación EBC Cataluña, ha anunciado que se espera en los próximos meses la aprobación de la propuesta de Cátedra EBC-Unesco. Además, la Universidad de Barcelona es la primera universidad del mundo que está implementando el balance de la economía del bien común.

Paco Álvarez, director general de Economía, Emprendimiento y Cooperativismo de la Generalitat Valenciana, afirmó que «ya se están implementando los valores de la EBC como parte esencial de la Estrategia de Economía Sostenible de la Comunidad Valenciana». Álvarez, avalado por una larga trayectoria en las más altas esferas financieras y bursátiles, es un firme defensor de la Economía del Bien Común.

También intervinieron Anna Mercadé, directora del Observatorio Mujer, Empresa y Economía de la Cámara de Comercio de Barcelona; Marcos Eguiguren, executive director of Global Alliance for Banking on Values; Cecilia Tham, directora Master/Mind de MOB Makers of Barcelona; y Christian Kozina, coordinador de la reunión internacional EBC.

Finalmente, cerraron el acto Josean Lavado, presidente de la Asociación EBC Cataluña y Pilar Rueda, integrante del grupo Impulsor de la Asociación Federal española para el fomento de la EBC.