INDAP VALORA DEBUT DE CHILE EN PLAN DE COMUNIDADES SUSTENTABLES PROMOVIDO POR MEDIO AMBIENTE Y LA ONU

img_20150406_132958

Se trata del programa de “Comunidades Mediterráneas Sostenibles” que busca un buen manejo de los recursos por iniciativa de las organizaciones. En su partida se aplicará en las experiencias “Bosque Modelo Cachapoal”, de O’Higgins; «Bosque Modelo Araucarias del Alto Malleco», en La Araucanía; y en un emprendimiento de la Unión Comunal de Juntas de Vecinos de Alhué (Metropolitana).

El director regional de INDAP O’Higgins, Carlos Felipe Vergara, valoró el lanzamiento del proyecto “Comunidades Mediterráneas Sostenibles” (GEF), que fue inaugurado por el ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, y el representante residente del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, Antonio Molpeceres, efectuada en Coltauco.

El proyecto GEF tiene por objetivo diseñar e implementar proyectos de desarrollo local a través de la participación de las comunidades en la búsqueda de soluciones integrales relacionadas con el uso sostenible de la tierra, la conservación de la biodiversidad y la productividad económica.

“Esta iniciativa contribuye con recursos y competencias, promoviendo la gobernanza en las comunidades y el desarrollo sustentable. Los objetivos del proyecto son congruentes con lineamientos estratégicos definidos por INDAP y sus usuarios para el periodo 2014-2018, en cuanto a promover el desarrollo del mundo rural con enfoque de territorios y mejorar el desempeño ambiental de la Agricultura Familiar Campesina”, expresó Carlos Felipe Vergara.

El ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, manifestó que es muy importante la presencia de servicios  como INDAP, Sernatur y FOSIS, “los que promueven el turismo y el desarrollo de la Agricultura Campesina y el mundo rural, un espacio tan importante desde el punto de vista de la valoración y preservación de nuestro patrimonio, en lo cultural y en lo medioambiental».

Para la ejecución del proyecto se dispone de 3,3 millones de dólares destinados a financiar iniciativas de desarrollo sostenible presentadas por organizaciones locales, y se implementará en un plazo de cinco años en el territorio comprendido entre las regiones de Atacama y La Araucanía, donde se concentra el mayor porcentaje del ecosistema mediterráneo de nuestro país.

El representante del PNUD, Antonio Molpeceres, destacó la importancia que tiene la participación de las comunidades en el proyecto “debido al rol protagónico que les entrega, y al situarlas en el centro de los desafíos ambientales, se consigue llegar a soluciones integrales, relacionadas con el uso sostenible de la tierra, la conservación de la biodiversidad y la productividad económica”.

A su vez, el alcalde de Coltauco, Rubén Jorquera, junto con agradecer que su comuna haya sido seleccionada para emprender el proyecto, anunció la aprobación de una ordenanza ambiental para regular el uso de bolsas plásticas en la comuna, como “una muestra del compromiso que tenemos por el medio ambiente”.

El proyecto se iniciará este año de manera piloto en tres territorios de nuestro país, y se trabajará con tres instituciones que agrupan a varias organizaciones: “Bosque Modelo Cachapoal”, en las comunas de Doñihue, Coltauco y Las Cabras (región de O’Higgins); «Bosque Modelo Araucarias del Alto Malleco», que involucra las comunas de Curacautín y Lonquimay (región de La Araucanía), y Unión Comunal de Juntas de Vecinos de Alhué (región Metropolitana).

Será una oportunidad para que las organizaciones comunitarias, instituciones públicas, gobiernos locales y entidades privadas asociadas con la Ecorregión Mediterránea promuevan la gobernanza participativa para trabajar la gestión de los recursos, la generación de conocimientos y el fortalecimiento de capacidades en pos del desarrollo local integral.

FUENTE: INDAP