Innovadora Recolección de Agua Lluvia Para Consumo Humano se Implementó en Cabañas de Turismo Rural de Quehui

Innovadora Recolección de Agua Lluvia Para Consumo Humano se Implementó en Cabañas de Turismo Rural de Quehui

En el sector Los Ángeles de la Isla Quehui, comuna de Castro, se encuentra el emprendimiento de turismo rural Cabañas Amucanta Ambitura, que ofrece servicios de medicina natural y aromaterapia. Es una zona donde el acceso al agua es crítico a lo largo del año, pero gracias a un trabajo mancomunado del sector público se pudo incorporar un innovador sistema que permite capturar, filtrar, almacenar y distribuir el agua lluvia para el uso en sus dependencias.

La iniciativa, que cuenta con el financiamiento de INDAP y Corfo y con el apoyo técnico de la Seremi de Salud de Los Lagos, tuvo una inversión global de $13.405.817 e integra desde la captación del agua lluvia con un moderno sistema de filtrado hasta su acumulación en un “guatero” de 30.000 litros, lo que permite contar con agua potable en una red de cabañas para nueve personas, el sector de camping y un invernadero con plantas medicinales.

De esta manera, las cabañas cuentan con un sistema de agua potable disponible tanto en la cocina como en los baños, con el permiso correspondiente de la Seremi de Salud de Los Lagos.

Tecnología y cambio climático

El Archipiélago de Chiloé enfrenta una situación crítica en el acceso al agua, especialmente desde la primavera hasta el final del verano, y las islas interiores como Quehui sufren particularmente este fenómeno, por lo que el uso de tecnología es vital para contar con el recurso hídrico y acumularlo para los momentos más complejos.

Para la directora regional (S) de INDAP, Patricia Montaldo, este esfuerzo conjunto de instituciones públicas forma parte de un desafío común que es enfrentar los efectos del cambio climático en el territorio. “En Chiloé el acceso al agua es crítico, entonces con este sistema se puede entregar una respuesta real y con proyección, porque va a permitir que este proyecto de turismo rural continúe adelante”.

Para Blanca Lepicheo, dueña de Cabañas Amucanta Ambitura, esta iniciativa marca un antes y un después para su proyecto familiar. “No tener agua es no tener vida, entonces sin agua no íbamos a tener un proyecto hacia adelante, así que a mí me cambió la vida, porque a partir de ahora vamos a comenzar con otros trabajos, con otros proyectos, con otras miradas”.

El sistema de cosecha de aguas lluvias instalado permite acumular hasta 30.000 litros de agua, lo que supera el consumo inicial proyectado para la iniciativa de agroturismo y cumple los estándares de potabilidad establecidos por la Seremi de Salud.

Esta autonomía es fundamental para un territorio que por su insularidad no tiene acceso a camiones aljibe o a un proyecto de Agua Potable Rural (APR) de mayor tamaño, y sirve como una experiencia modelo para poder replicar en otros puntos del territorio con necesidades similares, en donde el uso de tecnología pueda hacer la diferencia en el acceso al recurso hídrico.

Fuente: indap.gob.cl