COOPERATIVAS, MODELO DE TRABAJO PARA LA INCLUSION Y EL EMPRENDIMIENTO

La Región del Biobío es la tercera a nivel nacional con 300 cooperativas vigentes (10,5%) -después de la Región Metropolitana y Valparaíso- y quinta con 130 cooperativas activas (4,5%). Este modelo constituye una verdadera oportunidad para las personas en situación de discapacidad, con el fin de iniciar actividades productivas, desarrollar pequeños negocios, ya sea en el…

Con el objetivo de destacar las Cooperativas como algo más que una forma de organización empresarial, con un marcado sello social que busca mejorar las condiciones de vida de sus socios, y por definición, inclusivo, la Seremi de Economía junto al Servicio Nacional de la Discapacidad, SENADIS, desarrollaron hoy el Taller Informativo sobre “Cooperativas, un modelo de trabajo para la inclusión”, dirigido especialmente a personas en situación de discapacidad que desarrollan actividades productivas en forma individual o colectiva.

La Cooperativa es una asociación autónoma de personas que se han unido voluntariamente para hacer frente a sus necesidades y aspiraciones económicas, sociales y culturales comunes, por medio de una empresa de propiedad conjunta y democráticamente controlada.

El Seremi de Economía, Iván Valenzuela, declaró que este modelo es muy importante para la región, aportando al empleo y a la productividad. “Una persona que se une voluntariamente para hacer frente a sus necesidades, a través de un proyecto que es de todos, con valores como la solidaridad, ayuda mutua, equidad, democracia e igualdad, fortalece la economía. En Chile, hasta diciembre de 2015, contamos con 2668 cooperativas, 55% de ellas en el área de Servicios, 28% en Agricultura y 14% en Trabajo”.

Estamos entregando herramientas para que las personas en situación de discapacidad sean capaces de emprender actividad económica de manera independiente, enfatizó el Alcalde de Concepción, Álvaro Ortiz. “La base de un buen funcionamiento de una cooperativa es la confianza, más en los tiempos de desconfianza que vivimos en el país, tanto en el mundo público como en el privado. Debemos ser capaces de sacar adelante este tipo de iniciativas”, aseveró.

Sandra Narváez, Directora del SENADIS, enfatizó que el objetivo de esta jornada va en la línea de potenciar la igualdad de oportunidades a las personas en situación de discapacidad. “Muchos de ellos que no han logrado encontrar empleabilidad en forma dependiente, ésta es una oportunidad de potenciar su negocio y ser trabajadores potenciales, más autónomos y rentables económicamente”, dijo.

Durante la jornada, David Castro, Presidente de la Cooperativa de Pescadores Artesanales de la Región del Biobío, relató su experiencia en el trabajo de las cooperativas motivando a los presentes a que se unan y logren entender el concepto de cooperativismo.

Inclusivos por naturaleza

De acuerdo al 2do. Estudio Nacional de la Discapacidad de 2015, en Biobío hay 345.348 personas en situación de discapacidad mayor de 18 años, lo que equivale al 22,4% de la población total de la región. Existen escasas oportunidades labores para este grupo de la población; a nivel nacional se estima una ocupación del orden del 50%, por tanto hay personas en situación de discapacidad que han optado por iniciar actividades productivas, desarrollar pequeños negocios en el hogar o ambulante.

Hay otros grupos que debido al grado de discapacidad no pueden insertarse en el mercado laboral competitivo y se generan modalidades protegidas que se denominan talleres protegidos. En estos espacios, adaptados en funciones, horario y entorno, las personas en situación de discapacidad desarrollan labores por las cuales perciben una retribución económica.

En Biobío el ejemplo más conocido de taller protegido es la Lavandería Industrial 21 del arzobispado,  pero existen otros,  tales como, panaderías, talleres de estampados, producción de mermeladas, entre otros.

En Colbún

Cerca de 25 dirigentes de la pesca artesanal de Coronel, quienes forman parte del programa de apoyo Pesca Futuro de la empresa Colbún -desde hace 3 años- también se beneficiaron con la capacitación que entregó durante la tarde el Ministerio de Economía en dicha comuna.

Julián Perret, Director de Asuntos Públicos de Colbún, señaló que este taller es un trabajo público privado para impulsar el fomento productivo del sector de la pesca artesanal, “las cooperativas son un espacio para transformar, encadenar la capacitación de oficios muy tradicionales de los pescadores, como secado de algas, reparación de redes, entre otros, para poder transformarlas en emprendimiento. Es una puerta y una posibilidad de continuar impulsando el desarrollo de los pescadores con herramientas que ya están siendo reconocidas por ellos”.

Guillermo Villar, Presidente del Sindicato de Tripulantes de Caleta Lo Rojas, indicó que han evaluados tener cooperativas. “No se había escuchado la voz del trabajador, ahora todo lo que llegue directamente al trabajador, integrándolo a un sistema de trabajo, está muy bien. Cuando se logra un proyecto, éste debe compartirse ya sea privado o del Estado. Las empresas de Coronel tienen que apoyarnos”, subrayó.