Modelos cooperativos y asociatividad son clave en los procesos de compras públicas a la agricultura familiar

Resultado de imagen para faoTaller internacional de expertos se reunió para discutir recomendaciones para la implementación de compras a la AF en América Latina y el Caribe.

Foto: Palova Souza/FAO
Santiago de Chile, 19 de diciembre 2016 – Propiciar las compras directas en forma local y descentralizada y fomentar modelos cooperativos. Estas fueron algunas de las recomendaciones de los participantes del taller internacional de expertos, llevado a cabo en Asunción, en la primera semana de diciembre, para el intercambio de experiencia entre los países de América Latina y la discusión de problemas y propuestas de soluciones a la implementación de las compras públicas a la agricultura familiar en los países de la región.

Durante dos días, fueron presentados paneles sobre casos exitosos de compras en países como Brasil, Paraguay, Ecuador, entre otros, se analizaron los aspectos generales de las compras, los factores críticos de su implementación y los participantes pudieron discutir los cuellos de botella y proponer soluciones para los procesos de compras a la AF.

Se resaltó que los Estados podrían establecer como norma la compra de los productos priorizando las pequeñas y medianas empresas y que es importante fomentar una política de incentivos a la promoción de la asociatividad.

También están entre las propuestas el estímulo al intercambio de experiencia a fin de perfeccionar las metodologías de registro de la agricultura familiar, para eso, se propone contar con el apoyo de la Reunión Especializada de Agricultura Familiar (REAF Mercosur) por medio de asistencia técnica, a partir de su experiencia acumulada en el tema.

Otro punto destacado por los participantes fue la generación de leyes y de marcos legales en los países para facilitar las compras públicas a la AF, ya que los normativos actuales existentes son identificados como uno de los obstáculos a esta concretización.

Se resaltó también la descentralización y establecimiento de precios justos y mercados diferenciados a los agricultores familiares.

Participaron del taller internacional los actores clave involucrados en la ejecución pilotos o programas de compras estatales a la AF, bien como representantes de organizaciones de AF y organizaciones vinculadas al consumo de los productos y profesionales y técnicos de instancias de apoyo subregional y regional como la REAF.

Apertura

El taller internacional «Promoviendo sistemas agroalimentarios sostenibles: análisis de avances de los programas de compras públicas a la agricultura familiar en América Latina» fue promovido por el proyecto regional de apoyo a las estrategias de SAN y de superación de la pobreza en ALC, llevado a cabo por la FAO y el Gobierno de Brasil, en el marco del Programa de Cooperación Internacional, con el apoyo de la REAF Mercosur, y los ministerios de Educación y Cultura (MEC) y de Agricultura y Ganadería (MAG) de Paraguay.

Durante la ceremonia de apertura, el Representante de la FAO en Paraguay, Rolf Hackbart, destacó el rol que cumple la agricultura familiar en la lucha contra el hambre y la desnutrición y señaló que los programas de compras públicas contribuyen para eliminar el hambre, combinados con otras políticas públicas. «Las compras son una política de inclusión».

Para el Jefe de Gabinete del MEC de Paraguay, Nicolás Zárate, las compras garantizan mercado. «Esto es una revolución, pero hay que ajustar los mecanismos», evaluó.

El Vice Ministro del MAG de Paraguay, Mario León, señaló que las compras «son un elemento de transformación de las vidas de miles de familias, en especial de las familias rurales».

Emma Siliprandi, coordinadora regional del proyecto, resaltó el desafío de las compras es no mirar solamente la producción sino el otro lado, los que consumen, las escuelas, los hospitales, los cárceles y como el Estado puede garantizar una alimentación sana y de calidad, que promueva el desarrollo de los territorios rurales, mejore el ingreso de las familias, la profesionalización de la agricultura familiar y que «pueda crear sistemas agroalimentarios sostenibles y promover un cambio en la configuración urbano/rural y el desarrollo de las naciones».

Al final, también se presentaron las principales conclusiones de la reunión de la REAF que antecedió el taller de expertos y que abordó el mismo tema. Entre los puntos, la necesidad de seguir compartiendo las experiencias es clave. Además, es necesario avanzar en marcos regulatorios y estimular la construcción de una agenda política, bien como estimular el asociativismo y las capacitaciones. También se destacó el importante rol que cumplen las organizaciones de los agricultores.

Fuente: fao.org