SEMINARIO “COMO AGREGAR VALOR AGREGADO A PRODUCTOS LOCALES” ENTREGO EXPERIENCIA DE EMPRESARIOS/AS NACIONALES

Acceder a la experiencia de terceros en cualquier área de interés individual, se convierte en una ventaja indiscutible para el éxito de alguna tarea asumida como reto. Más aún si permite evitar los tropiezos de quien sirve como modelo a seguir. Condición a la que pudieron acceder cerca de 50 emprendedores/as y empresarios/as ligados al Centro de Desarrollo de Negocios Coyhaique, en la Hacienda Patagonia de Coyhaique, al participar del seminario Cómo Agregar Valor al Producto Local donde 3 empresarios/as, del cual uno es de la Región de Aysén, contaron su experiencia.

El objetivo del seminario consistió en acercar a los emprendedores locales las experiencias de empresarios nacionales que han logrado, mediante procesos de certificación, la diferenciación de sus productos y la obtención de mejores precios por esto. Consuelo Soto, representante de la empresa Majen con sede en Valdivia realizó una de las presentaciones. Esta empresa de menor tamaño ha sido definida como una organización de productos de belleza responsable con su entorno, y que recolecta agua de lluvia para fabricar sus productos.

“Yo siento que como emprendedora uno aprende todos los días. A nosotros nos falta seguir creciendo aún, pese a que ya llevamos diez años. El comienzo es bien complejo; porque en un comienzo a los emprendedores nos falta red de apoyo, no podemos hacer mucha vida social, tienes que hacer todo y creo que eso es un factor común en todos los empresarios”, sostuvo Consuelo, quien hoy cuenta a su cargo con una planta de 23 trabajadores.

“Mi intención es aportar con una mirada para que los emprendedores de Coyhaique tengan mucho ánimo, de que nada se regala y de que el trabajo duro al final es uno de los mejores aliados para que te vaya bien. Y principalmente… explicarles un poco de qué se trató nuestra propuesta como empresa: todos nos decían que era imposible, que era muy complejo y a veces cuando las cosas son tan complejas uno se pone un poco terco”, agregó Consuelo Soto.

El seminario organizado forma parte de las actividades y asesorías sin costo del Centro de Desarrollo de Coyhaique a los emprendedores de la región. La red de centros surge como una iniciativa del Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, implementada a lo largo del país, para potenciar la productividad a través de las empresas de menor tamaño.

La constitución de esta red de servicios se encuentra a cargo del Ministerio de Economía, Fomento y Turismo; a través de la Agenda de Productividad, Innovación y Crecimiento. En su ejecución participa el Servicio de Cooperación Técnica, Sercotec; mientras que la Universidad Tecnológica de Chile, Inacap, ha asumido la labor de operar el centro en la región. “Espero que la gente haya quedado contenta con el tema; mi idea es presentar nuestra empresa, darles a conocer nuestra experiencia”, añadió Consuelo Soto, sobre “Majen” cuyo nombre en lengua mapuche significa “lluvia”, fuente de fertilidad y vida.

“Me sentiría contenta si la gente que está aquí escuchando queda contenta con nuestra experiencia o si a más de uno le damos una luz de esperanza, de claridad o de ganas de que sigan emprendiendo. Yo creo que todos estos seminarios sirven para que uno salga con más motivación de lo que uno está haciendo. Nosotros empezamos desde cero y hoy día estamos con una Pyme ordenadita. Sé que nos falta mucho todavía por aprender, pero estamos en eso: abriendo mercado en Brasil, en Estados Unidos  entonces, se puede”, aseveró con entusiasmo. Majen se ha especializado en la elaboración de productos de belleza artesanales como lociones de cuerpo, exfoliantes, jabones líquidos, entre otros.

Mauricio Cordero, Director del Centro de Desarrollo de Negocios de Coyhaique expresó: “Estos Seminarios tienen por objetivo complementar nuestra labor de capacitaciones y asesorías brindadas en el Centro de Negocios, lo que buscamos es traer experiencias de emprendedores que han logrado consolidar sus negocios, mediante herramientas que pueden ser imitadas por nuestros clientes, hoy específicamente trajimos 3 ejemplos de empresarios que mediante procesos de certificación, logran diferenciar sus productos y obtener mejores resultados; hoy sus productos salen al mundo, mediante procesos de exportación, encontrando mercados dispuestos a pagar más por productos de calidad elaborados en Chile. Esperamos que nuestros clientes puedan ampliar sus horizontes y conjunto con nuestro apoyo, podamos prontamente replicar estas iniciativas”.

Junto a Consuelo Soto, expusieron en este encuentro Leonardo Russo, fundador de la comercializadora Kalfú, cuyo emprendimiento regional consiste en la recolección de maqui o “berrie chileno”, como es conocido en el mercado extranjero, un fruto altamente antioxidante, cuya planta de se ubica en Villa Mañihuales desde donde se realiza la comercialización de este producto que cuenta con sello orgánico a la empresa Native For Live. A pesar de tener sólo un año de vida, a través de socios estratégicos ya logró crear un producto deshidratado en polvo, vendiéndolo en la zona central del país.

Junto a ellos participó también Oscar Muñoz, fundador de Green Glass, una empresa dedicada a convertir en vasos todas las botellas de vidrio recicladas, contando con certificación de Comercio Justo.

Los interesados en recibir la asesoría de los profesionales del Centro pueden inscribirse directamente en las oficinas de la entidad ubicadas en Condell 23, o bien registrarse vía telefónica llamando al 67-2231998.

FUENTE: RNL

A %d blogueros les gusta esto: